Cómo elegir el suelo de tu vivienda

¿Tienes pensado cambiar el suelo de tu vivienda? Este artículo te va a servir para escogerlo ya que no todos los suelos son iguales, a veces la labor de elegirlo no resulta fácil.

No sólo cambiará el diseño de tu casa, sino que también lo harán muchos otros aspectos como por ejemplo que sea más fácil limpiarlo, sea más resistente, retenga más el calor, etc.

Además si tienes niños en tu vivienda poner uno u otro material hará más confortable la habitación, o por ejemplo si eres alérgico, la moqueta no será recomendable.

Por eso, si vas a hacer una reforma y quieres cambiar el suelo, es muy importante elegirlo en función de tus necesidades, y por supuesto en función de tus gustos.

Qué debes considerar antes de hacer una reforma en el suelo de tu casa

No todos los pisos son adecuados para colocar un determinado material, hay muchos factores que entran en juego a la hora de hacer esta clase de reforma como los siguientes:

La temperatura y humedad

Si tienes un suelo de madera y tienes la calefacción muy alta en invierno o está expuesto a cambios bruscos de temperatura, esto puede provocar problemas de dilatación.

Es muy probable que se dilate y contraiga en invierno o verano ante dichos cambios y pueda producir aperturas en las juntas o que éstas se levanten.

Lógicamente hay que considerar esta circunstancia, dejando holguras de dilatación frente a la pared y también colocando en algunas zonas sensibles chapas de dilatación si queremos una correcta instalación. Siempre hay que considerar que la madera es un material natural y vivo.

La instalación

Es muy importante contar con buenos profesionales sobre todo en la instalación del suelo y más aún si este por sus características puede ser más sensible ante una deficiente colocación.

Un suelo mal instalado puede dar con el tiempo muchos problemas. Pregunta siempre por la garantía del producto que vas a instalar.

La luz

Si tu piso recibe muy poca luz del exterior o no tienes la adecuada iluminación interior, se tendrán que colocar unos materiales apropiados para este tipo de problemas.

Por ejemplo escoger colores claros en el suelo, cerámica o suelo pulido para que se refleje más la luz.

Los materiales resistentes

Si estamos ante superficies muy transitadas, es recomendable escoger aquellos materiales que duren más, por ejemplo una buena opción es un suelo porcelánico que son muy resistentes. Existen también suelos laminados en el mercado de alta resistencia.

Tipos de suelo para poner en tu casa

Existe una gran variedad de materiales para escoger, con un diseño y unas características diferentes entre los unos y otros.

Es importante informarse a través de profesionales especializados en hacer reformas sobre lo que te va a aportar cada material en función de las condiciones de tu casa y tus gustos.

Lo normal es que el baño y la cocina tengan un suelo propio diferente al resto de la vivienda ya que por sus características es conveniente que sean suelos muy resistentes y además de esta forma el suelo irá a juego con el mobiliario, etc. No obstante existen en el mercado soluciones de suelos vinílicos o suelos laminados con muy baja absorción que también puedes usar para toda la vivienda.

En la cocina y baño los suelos porcelánicos son los que más se colocan actualmente por tener las mejores propiedades.

Para el suelo de su vivienda puede elegir:

  • La cerámica de toda la vida o gres
  • Baldosa hidráulica
  • El suelo laminado
  • Los suelos vinílicos
  • Las moquetas
  • El microcemento
  • Los porcelánicos
  • Los suelos de madera natural
  • La piedra natural, mármol, granito, pizarra, etc.

La cerámica de toda la vida o gres

Este tipo de acabado es una solución que se sigue usando para el suelo de la vivienda. Su instalación no es compleja, suele ser conveniente en viviendas que por el clima o la orientación son muy calurosas, porque dan una sensación de frío, son muy resistentes a rayas, golpes y tránsito. Son muy resistentes a la humedad y luz ultravioleta. Suelen tener un precio bastante asequible aunque dependerá del modelo y calidades.

La baldosa hidráulica

Ha vuelto a estar de moda después de muchos años este tipo de suelos que se colocaba en las viviendas. Son piezas de formato pequeño con diferentes decoraciones, que le dan un aire retro a la estancia. Pueden usarse en diferentes estancias de la vivienda a modo decorativo.

El suelo laminado

Es un material que se coloca bastante en viviendas. Actualmente hay materiales laminados con muy buena resistencia a rayas, golpes y humedades. La instalación y mantenimiento suele ser sencillos aunque no tienen fácil reparación si con el tiempo sufren desgaste o roturas. Son sensibles al cambio de humedad y temperatura aunque menos que la madera natural. En el mercado hay modelos que imitan con gran realismo a la madera natural dando sensación de confort y calidez a la vivienda.

Los suelos vinílicos

Son materiales que ofrecen a una buena resistencia al agua y a los cambios de temperatura y humedad. Por contra suelen ser menos resistentes a ralladuras. El acabado da una sensación de artificial o sintético por lo que no suele ser del gusto de decoradores o personas que buscan un producto de diseño. El precio suele ser intermedio.

Déjate recomendar por buenos profesionales que siempre van a ofrecerte la solución que más se adapte a tus necesidades. En Marvi estaremos encantados en ayudarte y asesorarte.

Las moquetas

Se instalan sin grandes complicaciones y dan una sensación de calor, sin embargo tienen el inconveniente de que ensucian rápidamente y son difíciles de limpiar. Además suelen acumular ácaros y no son recomendables para la salud de muchas personas, sobre todo alérgicos. Es un producto que no se suele usar para vivienda particular aunque todavía se coloca en hoteles y otras estancias

El microcemento

Es un producto que se ha colocado bastante estos últimos años. Tiene la ventaja que no tiene juntas por lo que la limpieza es muy sencilla. El mayor problema está en su complicada colocación; debe ser realizada por un buen profesional y existe el riesgo de que con el tiempo se pueda agrietar. No suele ser un material barato, contando el coste de colocación pero ha estado de moda estos últimos años por sus posibilidades decorativas y por la ventaja de hacer una pared o un suelo sin juntas.

Los porcelánicos

Son de gran dureza y resistencia y sin porosidad. Es un material que cada vez se coloca más por sus excelentes terminaciones que en ocasiones pueden imitar a la madera o a la piedra. El precio es superior a la cerámica tradicional. Muy recomendable para cocina y baño pero también para el resto de la vivienda. La colocación conlleva obra pero luego el mantenimiento es muy sencillo, resistente a rayas y agua, además es un material de fácil limpieza.

Los suelos de madera natural

Es un material cálido y muy agradable. Tiene el inconveniente de que requiere un buen mantenimiento y un cuidado especial al ser un producto delicado en algunos aspectos. No es recomendable para zonas que puedan estar en contacto con el agua, como la cocina y el baño. Es un producto de precio elevado, habitualmente para personas que están dispuestas a pagar más por tener algo natural en su vivienda.

La piedra natural, mármol, granito, pizarra, etc.

Este tipo de productos ofrecen muchas posibilidades aunque últimamente su instalación en vivienda ha decaído mucho. El mármol suele ser de precio elevado y actualmente hay soluciones con otros materiales que lo imitan a la perfección más económicos. La pizarra es un buen aislante e impermeable, apto para toda la vivienda. Sus colores suelen ser oscuros y su precio es alto. En general son materiales que se colocan menos, debido a su precio o por que otros materiales más novedosos ofrecen soluciones que gustan más. Muchos de estos productos son de muy alta resistencia por lo que son muy apreciados para viviendas en las que se necesita un material duradero, también son materiales muy apropiados para su instalación en viviendas rurales en las que se quiere conseguir un aspecto más rústico.

En definitiva, existen muchas opciones en el mercado y todo dependerá de lo que estés buscando, del tipo de vivienda y del presupuesto que tengas. Déjate recomendar por buenos profesionales que siempre van a ofrecerte la solución que más se adapte a tus necesidades. En Marvi estaremos encantados en ayudarte y asesorarte.

PETICIÓN DE CITA PREVIA

Start typing and press Enter to search